15 abr. 2014

ERRORES CON LA CABECERA DE MI BLOG

En esta entrada no enseño ningún tutorial blogger ni nada relacionado con el mundo del maquillaje ni la moda. Es más bien mi experiencia con el diseño de la cabecera del blog, un trabajo que me ha costado horas y sudor para conseguir, espero que os guste y que os entretenga un poco.

Una de las cosas que más bonitas hacen un blog es su cabecera, tiene que ser limpia, fácil de leer y que atraiga a más público.
No recomiendo una cabecera llena de dibujos, con fuentes muy cargadas que no se llega a entender lo que realmente pone, colores demasiado flúor (cansan a la vista) y unos largos puntos suspensivos...
Este es un claro ejemplo, el número uno contiene colores muy vibrantes con una fuente muy cargada y el segundo es fácil de leer:
cabeceras blog
En su momento busqué y busqué formas de hacer mi cabecera, he pasado por muchas hasta conseguir la definitiva, recuerdo que la primera era totalmente negra con un montón de estrellas y labiales, cuando la puse me parecía preciosa (claro Paula, por eso la pusiste), no tenía idea del mundo blogger, ni de que el aspecto de mi blog hacía que la gente se quedara o cerrara la página nada más verla...

Me da mucha vergüenza ponerla, pero es un claro ejemplo de lo que no hay que hacer, así que aquí esta:

cabeceras blog

Ole yo, ¿verdad? que recuerdos tan buenos...

Después pasé por otras tantas que no creo que estén tan mal, salvo por el color, tuve un error muy grande ya que no encontraba la gama de colores que quería para mi blog, tenía claro que todo negro no me gustaba y en ese momento me encantaba el verde (un color muy bonito, pero no acerté con el tono exacto) al final mi blog parecía una pradera, faltaban las cabras. La cabecera, los títulos, los gadgets, los iconos sociales, todo era del mismo color.

Aun así el error más grande estuvo en  las letras de la cabecera, eran blancas, sí blancas, se podían leer pero no bien, por suerte me dí cuenta a tiempo, bueno más bien mi madre, aquí nuestro diálogo:

- Mamaaaa ven!!!
- Dime, ¿qué quieres?
- ¿Qué te parece la cabecera de mi blog? la cambié hace tiempo y no te la había enseñado.
- Uyyyy pero hija, ¿que pone ahí?

Mi cara fue un poema, con lo que me había costado crear mi cabecera y lo contenta que estaba con ella... Me gustaba mucho, además creo que es la que más me ha gustado de todas las que he tenido, pero es cierto que no se leía del todo bien.
Para muestra un botón, mi señora madre tenía más razón que un santo:
cabeceras blog

Después de recapacitar, me puse a crear mi ya tercera cabecera, por supuesto aun no me había librado de la fiebre por el color verde, así que hice más de lo mismo, con sus corazones y todo, que pasión tenía por ellos...

No me gustó desde el principio, pero ya tenía más claridad y la dejé así:
cabeceras blog
Pasaron los meses y seguía dándole vueltas, no me gustaba, había algo de mi blog que me cansaba y me ponía de los nervios, hasta que dí con el problema mas gordo, EL COLOR, por fin, un aplauso para Paula.

Ya tenía claro de que tenía que deshacerme de mi pequeña pradera y de mis corazones verdes, que por cierto, que alguien me diga donde ha visto un corazón verde... Vale en el whatsapp hay uno, pero nadie lo usa...

Me puse con la paleta de colores a mezclar y mezclar para conseguir mi conjunto, quería tres, pero al final fueron dos los elegidos: el gris y el rosa.

Me quedó una buena cabecera, para mi gusto por supuesto (puede que a ti no te guste), pero ésta vez el problema estaba en el conjunto con las demás partes del blog.
cabeceras blog
No me acababa de convencer como quedaba con ninguna fuente que ofrecía la plantilla de blogger (me refiero a las fuentes para el título de la entrada y las fuentes de las pestañas) y tampoco veía un buen conjunto, separados me encantaban, pero juntos no quedaban bien, me empecé a agobiar bastante, hasta pensé en contratar a alguien para que me diseñara el blog, miré mi bolsillo y cambié de idea :(

Dejé esta cabecera que veis bastante tiempo mientras trabajaba en un buena, me costó varios meses pero tenía claro que no la cambiaba hasta que diera con la final.

Pasado este tiempo y muchas horas de trabajo (aunque parezca lo más simple del mundo) la terminé y me gustó mucho el resultado.

Es la que tengo ahora y la que voy a tener por mucho tiempo, espero... Me parece que es simple, fácil de leer y que congenia mucho con las demás partes de mi blog.

cabeceras blog
Así que si te ves en el mismo punto que me vi yo, no te agobies, prueba distintas cosas hasta que des con la definitiva, también ten en cuenta los colores, las fuentes y si pones algún detalle que no sea excesivo (hasta puedes poner tu foto o un dibujo tuyo).

Como siempre digo, el blog es tuyo y puedes hacer lo que quieras con el, ten en cuenta tu experiencia y tus fallos, pero no te agobies.

Hasta aquí mi "preciosa" historia con el diseño de cabeceras para el blog.
Si quieres saber cómo y dónde las he hecho no te pierdas mi próxima entrada, donde voy a explicar como hacer la tuya fácil y sencillo, sin tocar nada de photoshop y lo más importante, sin descargar ninguna aplicación.
¿Qué te parece mi historia?
¿Te ha entretenido?

Muchas gracias por leer esta entrada, si te ha gustado no olvides suscribirte y seguirme por las redes sociales, un beso y hasta el próximo post.

Facebook
Twitter
Instagram

19 comentarios:

  1. Me ha gusatdo ver tu evolución.
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, ¿verdad? que desastre de blog tenía hace unos años jajaja, un beso

      Eliminar
  2. Una vez que te pones con el diseño luego que quede bien es difícil, yo tengo pendiente cambiar la cabecera porque no me convence y ya llevo también unas cuantas.
    Besos,

    ResponderEliminar
  3. La verdad que si que cuesta dar con la que tiene que ser, gracias por compartir tu experiencia.

    ResponderEliminar
  4. Respuestas
    1. Es la definitiva, por fiiiiin jajaja un beso

      Eliminar
  5. Oye pues has salido ganando, me gusta mucho tu cabecera del blog, yo sigo en búsqueda de mi cabecera perfecta, a ver cuando pillo tiempo :)

    ResponderEliminar
  6. Llevo tiempo pensando en darle una vuelta al diseño de mi blog y sobre todo a la cabecera... Tenía en mente una idea, pero creo que me la has tirado por tierra, porque quedaría nada "sencillo"... :-D
    A ver si estas fiestas puedo dedicarle un rato y sale algo decente...
    Gracias por tu reflexión!
    Besos!
    :-D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre digo que el blog tiene que reflejar a la persona que lo escribe, pero si quieres que la gente se quede también tienes que pensar en ellos, un beso y gracias por tu comentario

      Eliminar
  7. paula eres un soool me ha caido como anillo al dedo justo yo ando en esto hoy muchacha :) pásate por mi blog y dime que opinas le di una nueva imagen quiero tu opinion de experta :)

    ResponderEliminar
  8. Aiii Paula cuanto tengo que aprender, además como divierto con tus post! Eres buenísima, tengo que ponerme a hacer pruebas ya que yo tampoco estoy demasiado contenta con mi blog pero no soy tan apañada como tu, geniales consejos!

    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por todo, me alegro de que te gusten mis entradas, eso es lo que más feliz me ha ce, un beso

      Eliminar
  9. Me paso igual con la evolución de la cabecera, hasta que llegue a la que tengo super minimalista, clara y muy legible.
    Estoy de recorrida por tu blog!
    Si quieres pasa por el mio y me cuentas que opinas ;-)
    Besito !
    http://bluesimplestthings.com/

    ResponderEliminar
  10. Yo también he tenido una evolución... rosa, ¡verde! y donde estoy ahora... ¡en menos de un año! Por cierto, pensé que eras de Coruña! ;)

    ResponderEliminar

MIS PERFUMES FAVORITOS DE ESTAS NAVIDADES

Otro día más estoy con todas vosotras y hoy os traigo los perfumes que más he usado estas navidades, como ya os dije en  ésta entrada  no s...